14
LA PERFIDIA TERRORISTA
 
 
 

MEDITANDO

LA PERFIDIA TERRORISTA

OTONIEL ARANGO COLLAZOS

Perfidia, es un bolero  al cual se recurre muy frecuentemente, para hacer reclamos amorosos, valiéndose de una serenata. De otra parte, es una palabra derivada del latín. (perfidĭa), y se entiende como deslealtad, traición o quebrantamiento de la fe debida.

 

Lo  que muchos no saben y entienden, es que también constituye un delito poco conocido y raramente judicializado.  El ART. 143 de nuestro código penal establece:  “Perfidia: El que, con ocasión y en desarrollo de conflicto armado y con el propósito de dañar o atacar al adversario, simule la condición de persona protegida o utilice indebidamente signos de protección como la Cruz Roja o la Media Luna Roja, la bandera de las Naciones Unidas o de otros organismos intergubernamentales, la bandera blanca de parlamento o de rendición, banderas o uniformes de países neutrales o de destacamentos militares o policiales de las Naciones Unidas u otros signos de protección contemplados en tratados internacionales ratificados por Colombia, incurrirá por esa sola conducta en prisión de tres (3) a ocho (8) años y multa de cincuenta (50) a cien (100) salarios mínimos legales mensuales vigentes. En igual pena incurrirá quien, con la misma finalidad, utilice uniformes del adversario”.

 

El derecho internacional prohíbe el recurso a la perfidia con el fin de matar, herir o capturar a un adversario. Constituyen perfidia los actos que apelan a la buena fe del adversario, con la intención de engañarlo, haciéndole creer que tiene derecho a recibir u obligación de conceder la protección que estipulan las normas del derecho internacional. Ejemplos de perfidia son los actos siguientes:  a) simular la intención de negociar, simular una rendición; c) simular una incapacidad por heridas o  enfermedad;  d) simular tener el status o condición de civil o de no combatiente;  e) simular tener un status de protegido mediante la utilización de signos, emblemas o uniformes de las Naciones Unidas, de Estados neutrales o de otros Estados no Partes en el conflicto. (cf. GP I, arts. 37-39, 44).

 

De acuerdo con la clasificación establecida por la Comité Internacional de la Cruz Roja en 1998 y en estudios anteriores del Ministerio de Protección Social, se evaluaron 423 casos en los que se registraron 538 infracciones, las cuales afectaron a cerca de 551 individuos y 25 grupos de trabajadores de la salud, en el lapso comprendido entre los años 1999 y 2003.

 

 

El derecho internacional humanitario prohíbe, en todo conflicto armado, el asesinar, causar heridas o capturar el adversario por medio de actos de perfidia. Sin embargo, de tanto en tanto los grupos terroristas en Colombia incurren en este tipo de actos. De acuerdo con la definición que provee el artículo 37(1) del Protocolo I, la perfidia hace referencia a actos que invitan a la confianza del adversario, simplemente para hacerle creer que él tiene la protección bajo normas del derecho internacional, para luego traicionar esa confianza.  Es exactamente lo que sucedió en Toribio Cauca, cuando los terroristas de las FARC, vestidos de civiles se apostaron en casas del casco urbano, para ultimar a miembros de las fuerzas armadas que patrullaban el sector, lo mismo que al ocupar una escuela, aprovechando tales instalaciones para bombardear con cilindros bombas a la población civil, a la que cínicamente dicen defender.

 

Dicho grupo terrorista ya nos tiene acostumbrados a dichos desmanes;   concretamente, el 18 de febrero de 1998, cometió un acto de perfidia particularmente horripilante. Después de una confrontación armada con el  Ejército Nacional, en Fómeque, Departamento de Cundinamarca, ocultaron una granada en los genitales de un oficial del Ejército que había caído en combate. El Ejército evacuó los cadáveres en un helicóptero. Cuando estaban sacando los cuerpos del helicóptero en la base militar, la granada explotó mutilando el cadáver, matando dos soldados e hiriendo cinco más. Son suficientemente conocidos los ataques sobre objetos civiles, torres eléctricas y oleoductos; en contra de servicios de salud, sus reiteradas amenazas y ataques a la población civil y bloqueos de alimentos y medicina.

 

Estos grupos están violando el artículo 13 (2) del Protocolo II. Logrando de contera el desplazamiento forzado de personas fuera del área de Toribio, conduciéndolas hacia campos minados, contraviniendo varios principios básicos establecidos en el derecho internacional humanitario.  Desplazamiento forzado y reclutamiento de menores, por lo que deben ser juzgados nacional y/o internacionalmente.

 

OTONIEL ARANGO
 
BOJAYÁ ESTÁ RENACIENDO
Una luz de esperanza
Sobre Toribio
Tienen HUEVO las FARC y otros
Resistencia indígena
oleadas terrorista de las Farc
Ejemplo de unidad y valentia
Donde esta el Cuarto Poder??
No es de extrañar...
"El pastorcito mentiroso"
El desquite de las FARC
LA PERFIDIA TERRORISTA
 
Volver al Tema...